Infidelidad financiera

Posted on Actualizado enn

Es curioso ver cómo uno de los cocodrilos que puede amenazar nuestra economía puede estar en nuestro entorno más cercano, muchas veces durmiendo incluso con nosotros.

infielSi no planificas bien tus finanzas, esto es tener bien estructurados los distintos apartados a los que destinas tu dinero (gastos corrientes, ocio, ahorro, inversión, etc.) alguien lo hará por ti, no faltará quien te diga en qué has de gastar tu dinero. Mi recomendación es que mensualmente (si puedes planificarte a un año vista incluso mejor) practiques el preahorro, es decir, pagarte a ti mismo el primero. Según entra el dinero en tu cuenta, aparta una parte al ahorro, otra al ocio, y así a las distintas partidas económicas de tu ecosistema financiero.

Si haces esto, lograrás tener perfectamente definida una cantidad finita que puedes destinar en este caso al ocio, puedes usar una cuenta bancaria específicamente para esto, y sabrás que si se queda a cero no pasa nada, tocar dinero de otra partida económica sería un suicidio financiero, una temeridad, y una clara irresponsabilidad que dejaría sin sentido tu planificación.

Puedes sentirte tentado de tocar otras partidas económicas destinadas al ahorro, o a la inversión para comprar ese traje tan elegante, o peor aún, ese vestido que tu novia asegura necesitar para ser feliz y saber que eres la pareja ideal. Si te ves en esta situación, permíteme que te de dos consejos:

  1. En primer lugar, nunca desperdicies la oportunidad que tu chica te brinde de gastar 100€ (la cifra es solo un ejemplo) en sus caprichos. Es la mejor manera de evitar que cinco minutos más tarde te veas en la situación de gastarte 200€.
    Te ahorrarás quedar como un tacaño que no la quiere lo suficiente y además ahorrarás dinero, porque ella no va a desistir en su lloriqueo.
  2. Existe una regla no escrita que es practicar la fidelidad como pareja, incluso si estas casado habrás jurado ante Dios o el juez dicha virtud. No recuerdo sin embargo que hayan dicho nada acerca de la infidelidad económica: protege una parte de tu capital lejos de cualquier cocodrilo, pues el anonimato te dotará de un importante colchón para cuando necesites disponer de él. Ten parte de este dinero en Bitcoins (que puedes convertir a euros en cualquier cajero), en un Broker fuera de tu país, o enterrado en el jardín.

Sin más, estos son mis, como siempre políticamente incorrectos, consejos. Se feliz, y recuerda que si no eres un poco egoísta y te cuidas nadie lo hará por tí, y además no tendrás energía suficiente para cuidad de los demás.

Que nadie sepa lo que estás pensando

Imagen Posted on Actualizado enn

Hay una frase de la película “El Padrino I” donde reunidos de una parte D. Vito Corleone  y sus hijos para hacer negocios (en realidad rechazó la propuesta) con el representante de otra familia, y tras la interrupción de uno de sus hijos, D. Vito le dijo a éste, (una vez había concluido la reunión) “¿Qué te pasa?, ¿se te ablandó el cerebro? Nunca dejes que nadie de fuera de la familia sepa lo que estás pensando.

Vito CorleoneNunca he hablado de cine en este blog, tampoco es su temática, pero por alguna razón esta frase vino a mi mente, y como me suele ocurrir, me dio pie a meditar sobre ella. Muchas veces, como seres humanos sentimos la necesidad de contar a otros lo que pensamos, cuáles son nuestros sueños y esperanzas, y no medimos a quién le estamos abriendo el corazón. Si no me crees date una vuelta por Facebook y similares, y verás no sólo cual es la rutina de comidas de algunas personas, sino lo que ha comido, y si te despistas, cuál ha sido el producto de su digestión.
El punto está en que mi consejo, como le decía el bueno de D. Vito a su hijo, es que no dejes que otros sepan lo que piensas, o te expondrás a las críticas de sus mentes diminutas y envidiosas, arriesgándote innecesariamente a absorber una energía limitante, de desánimo, que podrá convencerte de lo erróneo de tus pensamientos.

Si tienes una idea, llévala a cabo, toma tus precauciones, mide los riesgos, y si crees que merece la pena, adelante! ya habrá tiempo cuando hayas logrado tu éxito para escuchar a otros decirte por qué no funcionará (aunque sea evidente que ha funcionado).

Si compartes conmigo esta visión, apóyate en tu pareja, en esa persona especial, o, ¿Por qué no? en Dios si eres creyente. Pero nunca dejes que los demás sepan lo que piensas porque uno es dueño de lo que calla pero esclavo de lo que dice.

¿Quién es el dueño de mi dinero?

Posted on Actualizado enn

Parecería obvio pensar que uno es el dueño de su dinero, sin embargo, existen muchos cocodrilos acechando, algunos vinculados a la propia naturaleza del dinero que implícitamente le restan valor.

CocodrileEsta reflexión me surge a raíz de haberme detenido a analizar con detalle mi nómina (dicen que la ignorancia es la base de la felicidad) y he visto cómo por cada euro que yo percibo, el estado gana 60 cent. es decir, tengo un socio invisible, silencioso, llamado estado, que se lleva una buena cantidad de mi dinero (el mio y el que la empresa paga por mi) a cambio de una sanidad de dudosa calidad (en la que por supuesto no puedo elegir la compañía que me atenderá), ni una segunda opinión médica, ni un horario realista, un colegio para mis hijos que me asignan en función de un concepto tan anticuado como es el empadronamiento (limitando mi libertad de elección), y por supuesto un futuro incierto para mi jubilación.

Dicho lo cual, y una vez “filtrado” mi dinero, parecería que ya puedo disponer de él, pues todos los meses veo cómo se suma una cantidad en mi cuenta bancaria habida cuenta de mi nómina, sin embargo, ahí sigue sin ser mio: casi antes de que me entere, diversos actores reclaman su parte: el proveedor de electricidad, la empresa que me suministra agua corriente (los lujos se pagan), seguros (algunos obligatorios), alimentación, etc.

Hasta aquí, mi socio (estado) ha cobrado su parte, hemos pagado por los servicios necesarios para poder mantenernos con vida y dignidad, y por fin tenemos nuestro dinero, ¿verdad? pues parece que el estado es insaciable, piénsalo, podemos hacer dos cosas con el dinero ahorrado hasta aquí:

  • Dejarlo en el banco: en este caso la inflacción se lo comerá a un ritmo medio del 2% anual
  • Gastarlo: pero ojo, que cada vez que compres o consumas un servicio, y a pesar de que este dinero ya ha pagado sus impuestos cuando lo recibiste, deberás pagar como mínimo el impuesto sobre valor añadido, es decir, que alrededor del 20% nuevamente volverá al estado.

No soy yo quien diga que está mal pagar impuestos (no es ni bueno ni malo, simplemente es), lo que sí quiero es crear conciencia, y hacerte pensar la próxima vez que pises la calle, en si los servicios que recibes a cambio realmente valen lo que estás pagando por ellos, y por otro lado, si te permitieran apartar en un fondo de inversión durante diez años todo el dinero que pagas en impuestos cuál sería el monto resultante y si quizás podrías retirarte por el resto de tu vida.

Os dejo con esta cita de George Carlin:

“Ve a la escuela. Estudia. Consigue un empleo. Trabaja. Paga impuestos. Cásate. Ten hijos. Hipotécate. Mira la tele. Sigue la moda. Pide préstamos. Actúa con normalidad. Compra muchas cosas. Camina por la acera. Escoge entre este producto o este otro… y sobre todo, no cuestiones jamás lo que te han dicho que tienes que hacer. Y ahora, repite después de mi: ¡Soy libre!

La profesión con mejor futuro para este año

Posted on Actualizado enn

Como si de profetas se tratasen, y como si todos fuéramos iguales, hay quien se aventura a sentenciar que determinadas profesiones proporcionarán una mejor salida laboral a quien se instruya en sus artes y la ponga en práctica.
Así, hoy podría decirse que las profesiones del futuro serían quizás las relacionadas con las nuevas tecnologías, biomecánica, o las clásicas como derecho o medicina.

Car WashComo adelantaba al comienzo de esta entrada, no todos somos iguales, y en contra de lo políticamente incorrecto de esta afirmación, en los tiempos que corren, creo que la desigualdad es positiva: Todos somos diferentes, y es precisamente esa diferencia lo que nos distingue y nos hace únicos, permitiéndonos explotar aquello que nos apasiona y en lo que realmente somos buenos. ¿Qué sentido tendría que te dijera que estudiar medicina es la mejor salida profesional si eres aprensivo a la sangre, por ejemplo?
Destaca en algo!, apasionate por algo, y esa será la profesión que mejor salida tenga para tí, si eres el más simpático, el que cuenta con más gracia las anécdotas, quizás lo tuyo sea el humor, más de un “youtuber” vive con abundancia gracias a tal cualidad.

Mientras observaba esta mañana al chico que me lava el coche me surgió esta reflexión, motivando la presente entrada: tiene un negocio modesto, no le conozco publicidad alguna, y la zona en que se encuentra no es la más céntrica, sin embargo no le falta trabajo, y es que quien confía en él para el lavado de su vehículo probablemente volverá porque hace muy bien su trabajo, no se esfuerza, le gusta, y lo hace bien. En consecuencia, ofrece un servicio excelente.
Qué hubiera ocurrido si alguien le hubiera recomendado estudiar programación de apps móviles?, o le hubieran dicho que la profesión con futuro sería la de un blogger? desde luego no estaría donde está.

Cómo afrontar una deuda contraída en tu nombre

Posted on Actualizado enn

Pueden ser diversos los motivos por los que nos veamos en esta situación: actualmente, y debido a la (generalmente) escasa cultura en cuanto al uso de las redes sociales, y la gestión en general de nuestra privacidad en Internet, alguien puede obtener suficiente información como para crearse una identidad sustentada sobre los datos reales de otra persona.

bankCon menor sofistificación, y aprovechándose de la relación de parentesco, o confianza personal, podríamos haber concedido un poder a alguien para que pudiera operar en nuestro nombre. En este punto cabe señalar que si en alguna ocasión tenemos la necesidad de dar a alguien un poder para realizar algún trámite por nosotros (a nuestro gestor, abogado, asesor, etc.) hemos de medir muy bien qué privilegios otorgamos a este representante, pues existen poderes específicos para que puedan realizar tan solo determinadas acciones en nuestro nombre.
Muchas veces por desconocimiento, sencillez, y/o confianza se suele hacer uso de un poder general dando así a la persona que lo ostente la capacidad plena de operar bajo nuestra identidad, y aquí es donde pueden venir las sorpresas.

Si detectamos que alguien ha contraído una obligación haciendo uso de nuestra identidad, como por ejemplo la solicitud de un préstamo, estos son los pasos que hemos de tomar:

  1. En primer lugar habremos de denunciar a esta persona, pues ha actuado de una forma desleal, y sobre todo porque no hacerlo sería entendido a los ojos de la justicia como una permisividad, o complicidad por nuestra parte. Has de dejar claro que tú no has consentido esta operación.
  2. A continuación debemos evaluar los daños para saber en qué punto nos encontramos (Cuánto dinero debemos, en qué plazos, intereses, cuotas, etc.) para ello nos pondremos en contacto con alguna sucursal bancaria de la entidad que nos reclama el pago del préstamo (idealmente aquella en que ha sido solicitado, pero en cualquier otra nos atenderán igualmente). Lo más sencillo es contactar telefónicamente, y preguntar por el Director de la oficina, o en su defecto un interventor u otro responsable para acordar una cita con él.
  3. Acudiremos a esta cita con la única intención de informarnos, no nos amedrantemos ante la “figura del director”, el simple hecho de que hayamos llegado hasta aquí demuestra responsabilidad y valor por nuestra parte y sabrá valorarlo. Le trataremos de tú  a tú, con educación pero con solvencia, ambos estáis interesados en resolver esta situación (recuerda que a él le penalizarán por los retrasos e impagos de sus clientes).
    Cuida tu imagen, no es necesario que lleves traje y corbata, simplemente cuida tu imagen, ya sabes a qué me refiero. Durante la reunión se educado, no seas sumiso ni tampoco soberbio. Ya me entiendes, ah! y no te olvides del poder de una sonrisa.
  4. De esta reunión hemos de salir con la siguiente información (si se ha solicitado a nuestro nombre el préstamo, es de ley que nos informen, (no olvides tu DNI)):
    1. Importe total del préstamo
    2. Importe total de la deuda actual (puede haber crecido a cuenta de intereses y comisiones de demora
    3. Tamaño de la deuda atrasada
    4. Importe pactado para las cuotas mensuales
    5. Solicita un cuadro de amortización
  5. Ahora ya tienes la información, y además has dejado clara tu postura al denunciar a quien ha suplantado (legal o ilegalmente) tu identidad.
    Desde mi punto de vista tienes dos opciones, que por otro lado no son excluyentes:

    1. Sumar a la deuda contraída (ilegítimamente, de acuerdo, pero de cara a la legalidad es tu deuda al fin y al cabo (analiza qué has hecho mal para evitar que se repita esta situación en el futuro)) los honorarios de un abogado en el que depositemos nuestra confianza, trasladándole nuestra responsabilidad para que resuelva todo este entuerto encargándose por nosotros y así sentirnos ajenos a esta gestión.
    2. Tomar las riendas de la situación y negociar con el banco. Si algo tengo claro es que todo en esta vida es negociable. Es duro e injusto pero también responsable y  productivo resolver nuestros propios asuntos económicos.
      Así una posible oferta que le podríais ofrecer al banco seria la siguiente:

      • Asumir la deuda atrasada para “ponernos al día” (generalmente antes del tercer impago ya nos habrán reclamado, así que no debería ser exageradamente elevada)
      • Solicitar un periodo de carencia durante el cual no pagaremos ninguna cuota, tan solo los intereses (típicamente te concederán tres o seis meses aprox.)
      • Utilizar este periodo en el que hemos regularizado nuestra situación para solicitar nuestra baja del ASNEF y otros ficheros de morosidad (consulta en cuáles estás incluido). Aprovecha este periodo para realizar aquellas operaciones financieras que te eran denegadas por estar en una situación irregular como, por ejemplo, comprar un coche a crédito.
  6. Ahora, y llegados a este punto es tuya la decisión de:
  • simplemente desentenderte, asumiendo eso sí, que quedarás fuera del circuito bancario, no podrás solicitar préstamos, tarjetas, ni tener nada a tu nombre que supere el salario mínimo interprofesional pues sería embargable.
  • delegar la gestión de esta situación en un buen abogado (elige un buffet especializado en este tipo de casos, nunca un abogado genérico) que pudiera eximirte de esta responsabilidad.
  • Asumir la responsabilidad y pagar las cuotas del préstamo en unas nuevas condiciones que hayas pactado con la entidad.

Dicho todo esto la decisión es tuya, y recuerda que los problemas de dinero no se resuelven con dinero sino con Inteligencia financiera.

¿Quién se queda los dividendos de mi Fondo de Inversión?

Posted on Actualizado enn

Un fondo de inversión es un instrumento de ahorro que se compone de las participaciones de aquellas personas que participan en él. Me gusta decir que es un producto financiero destinado al ahorro (y no a la inversión) ya que la rentabilidad que puede ofrecer es baja si la comparamos con una inversión activa como pueda ser el trading, la inversión apalancada en bienes raíces, negocios, etc.dividendos

La gestora de un fondo de inversión es quien se encarga de “mover” el dinero entre distintos activos (acciones de compañías, y bonos de deuda pública principalmente). Ahora bien, si las acciones de las compañías en las que participa el fondo arrojan dividendos, ¿Cómo se refleja esta ganancia en el fondo?: ¿se reinvierten?, ¿no existen?, ¿se los queda el gestor?

Esta es una duda muy habitual y a continuación tienes la respuesta: la mayoría de los fondos de inversión son fondos de acumulación, es decir, que reinvierten las ganancias de los dividendos en el propio fondo. Esto tiene una ventaja fiscal muy importante, ya que al no recibirse ésta como ganancia de capital, no tributa por tal concepto que aproximadamente estaría en un 24%. En cambio, se reinvierte en el propio fondo, algo similar a un “script dividend” para los que conozcáis el funcionamiento de las acciones, en este caso tan solo tributamos un 1% del beneficio generado por los dividendos, y no será hasta que liquidemos el fondo, o parte de nuestras participaciones, cuando habremos de tributar por ganancias de capital.

Quizás menos conocidos son los fondos de distribución, reparto o “income”, estos fondos de inversión tienen un comportamiento, en cuanto al tratamiento de los dividendos, análogo a la inversión directa en acciones, y periódicamente nos remunerará con el beneficio obtenido por los dividendos de aquellas compañías en las que participamos a través de nuestro fondo.

Existen otros productos financieros, como los ETF que son fondos de inversión cotizados, y pueden estar invertidos en derivados como opciones, futuros, u otros productos que al no ser acciones no arrojan dividendos aunque el fondo replique el comportamiento de una compañía, o índice. A estos productos se les conoce como ETF sintéticos.

Cuatro cosas que odio de los bancos y de sus comisiones abusivas

Posted on Actualizado enn

comisionesPocas cosas son tan ofensivas como es el hecho de que tomen a uno por tonto, y vulneren sus derechos aprovechándose de la ignorancia ajena. Si hay algo que odio de los bancos es precisamente que quieran sangrarnos a comisiones aprovechándose del desconocimiento generalizado de la población en asuntos financieros (debido al poco interés que muchos ciudadanos muestran sobre su formación en finanzas personales), como si no fuera suficiente con la labor del estado para estas lindes.

En esta entrada nombraré los cuatro tipos de comisiones más comunes que tu banco está aplicándote, y cómo evitarlas para un mejor aprovechamiento de tus finanzas personales:

1.- Reclamación de posiciones deudoras: Cuando entras en la temida “zona de reserva” de tu cuenta bancaria, es decir, estás en negativo, ó números rojos, tu banco te cobará un pequeño interés por la cantidad que ha quedado en “descubierto”, estamos hablando de unos pocos euros, ahora bien, la gula de algunas entidades no tiene escrúpulos y te cobrarán adicionalmente una “comisión por reclamación de posiciones deudoras”, es decir, les pagas una cifra que puede oscilar entre 12 y 35 € aproximadamente por reclamarte, el pago de lo adeudado.
Desde mi punto de vista ésta es una penalización doble pues ya te han cobrado una comisión en concepto de interés por el descubierto provocado, no necesitas que te cobren por avisarte de que estás en descubierto, eso ya lo sabes tú! y seguramente te hayas informado incluso antes de que el banco te lo haya notificado (si es que lo ha hecho) es común que te cobren por la reclamación sin habértela notificado.
Si el banco no te ha reclamado nada, no tiene derecho a cobrarte por este servicio, es totalmente ilegal cobrar por un servicio que no te ofrecen, no es necesario memorizar los artículos legislativos para saberlo, ve a tu oficina bancaria (o si lo prefieres llámales por teléfono) y pídeles que te reembolsen lo cobrado, así de simple. En caso de que afirmen haberte enviado alguna notificación déjales claro que no es así ¿Acaso te han enviado una carta certificada? Una simple carta (que pudo haberse extraviado) no es una reclamación fehaciente.

2.- Comisiones por mantenimiento de una cuenta donde tienes un préstamo: Ningún banco te puede obligar a tener una cuenta bancaria contratada con ellos por lo que si tienes una cuenta abierta para atender un crédito de esa entidad llámales cada vez que te carguen las comisiones por mantenimiento, ellos saben que es ilegal y te lo retrocederán. En caso de negativa han de facilitarte otro medio de pago como pueda ser domicializar el pago en una cuenta de otra entidad, pago por ventanilla, etc. y que así puedas cancelar la cuenta.

3.- Seguros vinculados a la hipoteca: Si tienes una hipoteca es muy probable que tu banco te haya obligado a contratar varios seguros (vida, hogar, etc.) Por ley, el único seguro que puede llegar a ser obligatorio al contratar una hipoteca es el de hogar con las coberturas de incendios. Cancelar un seguro es muy sencillo: simplemente deja de pagar la cuota y verás qué rápido te lo cancelan, ahora bien, revisa la letra pequeña de la hipoteca que has contratado pues podría ser que el tipo de interés sea diferente en caso de no tener un seguro de vida, eso sí, podrías contratarlo libremente con la compañía de seguros que mejor te convenga, no con la impuesta por tu banco.

4.- Cláusulas suelo: Las famosas clausulas suelo, se refieren a que si bien el interés que pagas por la cuota de tu hipoteca es variable, ligado a la fluctuación del euribor, en ocasiones los bancos fijan un mínimo del que no bajarían, es de dominio público que esta es una práctica abusiva como se ha reconocido en numerosos juzgados, y existen muchos despachos de abogados especializados en la eliminación de este tipo de cláusulas.

Por último te recomiendo que no trabajes con un único banco, y que elijas bancos que no cobren comisiones como ING, openbank, Cuenta Expansión de banco Sabadell, Triodos Bank, etc. Es absurdo pagar comisiones a un banco habiendo tantas alternativas, incluso hay bancos que pretenden cobrar por cada apunte que realizan.